Frases poco comerciales.

El vocabulario de un vendedor ha de ser preciso, no debe emplear palabras que puedan causar alarma o inquietud en su interlocutor, pues debe de saber que existen frases que provocan en el interior del cliente algún tipo de temor ante la compra.

– Frases espinosas:

– ¡Yo no he dicho tal cosa!

– ¡ No me ha comprendido usted!

– ¡ De ninguna forma!

– ¡ Eso no es cierto!

– ¡ Usted se equivoca!

– Frases negativas:

– ¿ No necesita usted nada?

– ¿ No quiere usted probar el producto?

– ¿ No cree usted que le dará resultado?

– Frases condicionales:

– Si usted compara el producto..

– Debería usted probarlo y ya vería que…

– Sería interesante para usted ver que…

– Frases de excusa:

-¿Me perdonará que le haga perder un momento?

– Perdone que le moleste.

– Solo le robaré un segundo.

– ¿ Por qué no hace usted una pequeña prueba?

– Aprovechando que ha venido usted por aquí…

– Llamadas de confianza:

– Créame usted..

– Le garantizo que…

– No le iba yo a decir una cosa por otra..

– En confianza le digo…

– Alusiones propias:

– Mi opinión es que usted debería..

– Me interesaría que usted…

– La empresa quiere que usted conozca…

– Estimo que usted..

Todos estos tipos de expresiones son muy mal aceptadas por el cliente, bien porque le sugieren imágenes sombrías, bien porque reflejan la inseguridad del vendedor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *